Compartir libro en Comparte Mundo y persona Comparte Mundo y persona Comparte Mundo y persona Comparte Mundo y persona

Mundo y persona

Ensayos para una teoría cristiana del hombre

«Los trabajos reunidos en el presente libro están al servicio de una pregunta: la pregunta por la esencia del hombre. Este interrogante se plantea hoy con una radicalidad desconocida desde hacía mucho tiempo. Nuestro presente ve en el hombre algo enigmático. No hace todavía mucho tiempo que eran dos las respuestas definitivas con las que se contestaba a la pregunta por la esencia del hombre: la respuesta humanística de las ciencias del espíritu y la respuesta técnica de las ciencias de la naturaleza. Ambas respuestas se oponían en muchos aspectos y de modo tajante, pero ambas tenían algo de común: el que las dos creían saber lo que el hombre era. Hoy se ha desquebrajado esta ciencia ---conocer al hombre---, y con ella también la seguridad consiguiente y la angostura en el modo de tratar las cosas humanas. El hombre se ha percatado de que es otra cosa de lo que él pensaba, que es para sí una incógnita y un problema. De aquí proviene aquella radicalidad de que antes hablábamos; la pregunta por el hombre es, de nuevo, una pregunta real».

COLECCIÓN: Ensayo
MATERIA: Filosofía
PÁG: 192      TAMAÑO: 15 x 23 cm      PUBLICACIÓN: Sep 2014      ISBN: 978-84-9055-050-2
 
¿En qué librería lo puedo comprar?
Dicen del libro

Autor

Romano Guardini

Romano Guardini nació en Verona (Italia) en 1885. Su familia se trasladó al año siguiente a Maguncia (Alemania), donde trascurriría su infancia. Tras comenzar estudios de químicas en Tubinga y de economía política en Munich, en 1906 se traslada a Friburgo de Brisgovia y empieza la carrera de Teología. Más tarde volverá a Tubinga, donde conocerá a su maestro Wilhelm Koch. En 1908 ingresa en el Seminario de Maguncia, en cuya catedral se ordenará sacerdote el 28 de mayo de 1910. En 1915 presenta su tesis doctoral en Friburgo. Allí conoce a Joseph Frings, que llegará a ser cardenal de Colonia, y a Martin Heidegger, de quien será condiscípulo. En 1922 consigue la habilitación para la docencia en Bonn, donde se le ofrece la cátedra de teología práctica y ciencia de la liturgia, que rechaza. En 1923 la Universidad de Berlín crea expresamente para él la cátedra de Filosofía de la Religión y Visión Católica del Mundo, suprimida por los nazis en 1939, momento que aprovechó Guardini para jubilarse. Tras rechazar varias ofertas, a partir de 1945, para ocupar cátedras en Tubinga, Munich, Gotinga y Friburgo, en 1948 aceptó una cátedra ad personam en Munich. En 1962 obtuvo el rango de emérito en Munich. Rechazó la dignidad cardenalicia que le ofreció Pablo VI. Murió en Munich el 1 de octubre de 1968.

LIBROS RELACIONADOS

¿Quieres recibir más información sobre este tema? Suscríbete a nuestro boletín.
Cerrar